Análisis – God of War Ragnarök | PS5

God-of-war-ragnarok-sidebar
Release Date
Noviembre 9, 2022
Desarrollado por:
Santa Monica Studio
Publicado por:
Sony Interactive Entertainment
Genero:
Acción, Aventura
Plataformas:
PlayStation 5, PlayStation 4
Our Score
10

God of War Ragnarök.- Desde los principios cuando Santa Monica Studios comenzó a mostrarnos lo que seria el juego de God of War para la plataforma PlayStation 2, tanto Sony PlayStation y el Studio de Santa Monica, nunca se imaginaron que dicho titulo seria uno de lo mas aclamado e importante por los fans y no es para menos.

Desde ese entonces, God of War puso a Santa Monica Studio en el mapa. Desde que Kratos y su característico Blades of Chaos llegaron a la PS2 con detalles sangrientos, la franquicia God of War ha sido un pilar de PlayStation. Cada entrada subsiguiente apuntó a algo más grande y audaz, que culminó con la destrucción masiva del mundo griego en God of War III.

¿Cómo se puede superar un juego de God of War de esa magnitud?

God of War: Ascension de 2013 demostró que no podía volver atrás y encontrar la misma aclamación. Entonces, en 2018, PlayStation y Santa Monica Studio se atrevieron hacer algo diferente con God of War (2018), una secuela que reformuló el combate clásico, movió el escenario a la mitología nórdica y convirtió al violento Kratos en un padre maduro.

El juego fue excelente, sentó las bases construidas sobre un Kratos más matizado que intenta adaptarse a un nuevo mundo, todo mientras mantiene a su nuevo hijo a salvo y honra los deseos de su difunta esposa. God of War (2018) fue un regreso triunfal de la franquicia, y con esa base establecida, Santa Monica Studio se basa en God of War Ragnarök. Con una historia más grande y audaz, una jugabilidad refinada y más reinos para atravesar, ¿God of War Ragnarök es una continuación excelente o esta aventura debería enviarse a Hel para congelarse por la eternidad?

God of War Ragnarök, Kratos, Thor
God of War Ragnarök Kratos vs Thor

El Ragnarök se acerca

God of War Ragnarök es una continuación directa del primer juego de 2018. Tras el viaje de Kratos y Atreus hasta la cima más alta de Jötunheimr, padre e hijo regresan a casa con la sensación de que su misión, saber que había pasado con los gigantes y esparcir las ceniza de su amada esposa, había sido cumplida. Pasan unos años y el niño que ante habíamos conocido, Atreus, ahora es un poco mayor, más experimentado y más independiente de su padre. Kratos por otra parte, sigue siendo Kratos, pero al mismo tiempo es notorio lo mucho que necesita retirarse el dios griego de la guerra.

Sin embargo, la paz y el descanso está lejos de llegar: Freya, diosa de los Vanir y antigua ayudante de los protagonistas, está persiguiendo activamente a Kratos por la muerte de su hijo, Baldur, en el juego anterior. La apertura de Ragnarök es precisamente una pelea entre los personajes, aunque Kratos no quiere lastimar a su vieja amiga, sabe que ella no descansara hasta lograr su cometido, y es vengar la muerte de su hijo.

Además de Freya, otras amenazas comienza a cernirse sobre su tranquilidad. Odín, acompañado por Thor, visita a Kratos y Atreus, ofreciéndoles un trato de “paz”, más del lado de un pacto de no agresión. Sin embargo, Kratos sabe que no puede creer las palabras de el padre de todos los padres y declina cortésmente la oferta ofrecida. A partir de ese momento es donde la historia y la tension realmente comienza.

Campaña de God of War Ragnarök (Sin Comentarios)

El mayor enfoque, sin embargo, se debe a la relación entre Atreus y Kratos. Como se mencionó, el niño (que ya no es un niño, de hecho) necesita la confianza de su padre, quien muchas veces no logra darle espacio y creer verdaderamente que es un ser responsable. Atreus tiene la responsabilidad de cambiar una profecía que involucra no solo el fin del mundo, sino también la muerte de su padre (tal como se cuenta al final del primer juego).

Es una relación complicada y profunda que afectará a muchas personas que han tenido algunos de estos problemas con las figuras paternas.

Uno de los mayores triunfos de God of War Ragnarök es presentar una historia que no solo es sencilla, sino completamente expansiva, como una caja llena de sorpresas. Cada nuevo reino visitado presenta una variada gama de exploración, misiones secundarias e historias cortas que te harán reír un poco. Los biomas son notoriamente diferentes y diversos, dependiendo de cómo la región se vio afectada por el fenómeno llamado Fimbulwinter (causado por la muerte de Baldur y un preludio del apocalipsis nórdico).

Los personajes de God of War Ragnarök son incluso mejores que los del juego original. Lo digo en todos los sentidos, como la actuación de los actores de doblaje y su presencia en la historia. Incluso, es genial ver la cara de varios personajes que antes solo se mencionaban en cuentos o leyendas. No te diré cuáles para no estropear tu sorpresa, pero prepárate y mantén lo ojos bien abiertos.

Toda la trama se cuenta sin cabos sueltos, conectando diversos eventos pasados ​​para presentar una narrativa coherente. Es bastante admirable ver cómo las teorías se hacen realidad, se hacen varias referencias y la historia termina correctamente.

Sistemas mejorados, refinados y diversificados

God of War Ragnarök es un gran juego. No solo en la historia, sino en sus sistemas y jugabilidad en general. Incluso siguiendo la plantilla del juego anterior en términos de mecánica, todo lo demás se ha refinado y ampliado casi exponencialmente. Hay mucho más botín para encontrar y ganar, diferentes tipos de armaduras, reliquias, mejoras en el arsenal de Kratos y muchas otras cosas que me tomaría mucho tiempo describir aquí.

Aunque no es un mundo abierto, los escenarios de Ragnarök son mucho más abiertos y explorables que en el juego anteriro. Varios acertijos componen los escenarios, los secretos se esparcen por todas partes, invitándote a desentrañarlos en algún rincón del mapa que aún no hayas visitado. Las recompensas por explorar estos lugares son significativas y recompensan tu tiempo.

Hablando de exploración, es de suma importancia que el jugador se separe del camino principal y se aventure a otros reinos y misiones. Hay partes de los reinos a las que solo se puede acceder haciendo misiones secundarias, desbloqueando otro mundo de posibilidades y horas de juego para hacer justicia a tu inversión.

La nivelación y retorno de marcha, aunque es mucho menos prominentes esta vez, es mucho mas manejable que la pasada entrega. Kratos sube de nivel mejorando sus armas, equipando nuevos escudos y piezas de armadura, al mismo tiempo iras mejorando esas piezas o cambiarlas por algunas piezas que sean acordes a tu estilo de juego. La mayor parte de estas mejoras se pueden hacer hurgando en los reinos de Asgard, la cuales dichos materiales podran ser utilizados para la elaboración de una pieza de armadura mas recistente, con mayor fuerza o simplemente la creacion de una nueva basado en que tipo de materiar pudiste obtener.

God of War Ragnarök - Tyr
God of War Ragnarök – Tyr

Para nuestra fortuna, el juego no hace que nivelar a Kratos sea un requisito para completar la historia, ya que cada misión principal reparte una buena cantidad de materiales y elementos para seguir el ritmo de la trama. Si bien es posible subir de nivel, el ritmo cuidadoso asegura que nunca esté realmente bajo de nivel. Aquellos que quieran centrarse en la historia lo pueden hacer sin problema alguno, pero aquellos que quieran profundizar y configurar su Kratos para abordar mejor el combate en cualquier escenario estarán de enhorabuena.

Si hay un eslabón débil en el juego, es Atreus y sus nuevas flechas místicas. Si bien sus opciones anteriores abrieron nuevas opciones de exploración y fueron útiles en el combate, sus flechas “para algunos” en God of War Ragnarök se sientiran con poca potencia, meticulosas e infrautilizadas en el mundo.

Dicha sensacion se siente más con las flechas Sigil, que se usan comúnmente para completar caminos abiertos y completar rompecabezas de cofres. Es sorprendentemente difícil saber cuándo se superponen y aún más difícil juzgar si estás lo suficientemente cerca como para prenderles fuego. Gracias a Dios, la Inteligencia Artificial complementaria es fuerte porque las flechas que vienen con Atreus no son tan divertidas ni tan útiles como las flechas de luz o eléctricas de God of War (2018).

Desempeño glorioso en la generación actual

Es importante recordar, además de todos los adornos y aplausos, que este juego está basado en la pasada generación de consola PlayStation. Esto queda claro en cómo se diseñan los niveles y en algunas decisiones de diseño que se tomaron para favorecer el hardware más antiguo de Sony.

Dicho esto es bueno recordar que, God of War es bien conocido por llevar el hardware al límite. Primero, God of War y God of War II hicieron sudar la consola PlayStation 2. Luego, Chains of Olympus y Ghost of Sparta cambiaron la percepción de lo buenos que podían verse los gráficos en consolas portátiles. Luego, tanto God of War III como Ascension utilizaron la arquitectura única de PlayStation 3 para lograr algunos de los escenarios más grandes de la franquicia. Finalmente, el poder de la consola PlayStation 4 y PlayStation 4 Pro hicieron de God of War (2018) uno de los juegos más atractivos de la generación pasada. God of War Ragnarök continúa esa misma tendencia, pero mínimamente.

God of War Ragnarök es un juego magnífico que ofrece mundos detallados, modelos de personajes intrincados (especialmente Kratos), cabello realista, renderizado de pieles y efectos climáticos, lo que ayuda a impulsar la presentación de este maravilloso juego en una expericiencia sumamente asombrosa. La atención al detalle en el modelado y la animación de personajes es bien impresionate.

Por ejemplo, durante tu jugabilidad notarás rápidamente cómo se contraen las arrugas del rostro y cómo tiemblan los labios en los momentos emotivos. Son detalles impresionantes como ese los que ayudan a impulsar la fidelidad gráfica por encima de su predecesor a pesar de que la tecnología aún está atrapada en el territorio de varias generaciones. Cabe destacar que no es el juego más atractivo en PS5, pero está muy por encima de la competencia en PS4 y sigue siendo un título hermoso y magnífico.

God of War Ragnarök  - Brok
God of War Ragnarök  – Brok

Disfrutar de ese juego en PlayStation 5 y un televisor con una frecuencia de actualización de 120 Hz transforma por completo la experiencia. En PS5, el modo de rendimiento permite desbloquear la velocidad de fotogramas, rondando los 80 a 90 FPS, lo que hace que todo sea más dinámico y fluido. El rendimiento no se resiente en absoluto, manteniendo el mismo grado de excelencia desde el principio hasta el final del juego.

Sin embargo, aunque todo el juego estaba muy pulido (principalmente en cuanto a rendimiento), encontré algunos errores y pequeños problemas que vale la pena mencionar, durante mi jugabilidad algunos personajes se quedaron atascdon en partes del mapa que impideron mi progreso fue el caso más “grave” de estos errores. Afortunadamente, una recarga rápida en el punto de control hizo que las cosas volvieran a la normalidad. Los otros pequeños problemas se redujeron a errores gráficos como textos de menú superpuestos y texturas mal representadas, pero no es nada de qué preocuparse.

A parte de todo eso, este analisis no podia ser un analisis completo sin mencionar la gran actuacion, presentación de el gran elenco que componen esta entrega. La versión de Christopher Judge como “Kratos” sigue siendo un punto clave y destacado, la versión de Sunny Suljic como “Atreus en su forma de adolescente” es insuperable. Mientras tanto, Ryan Hurst ofrece una versión sorprendentemente matizada de Thor que es a la vez sorprendente, trágica y aterradora.

Honestamente, es un elenco maravilloso que ofrece algunas actuaciones realmente excelentes. Por supuesto, todo está respaldado por la magnífica banda sonora de Bear McCreary, que sigue encontrando el equilibrio perfecto entre los sonidos épicos pero brutales de los juegos griegos y los elementos nórdicos de estos nuevos títulos.

God of War Ragnarök  el juego “imprescindible” de Sony

Mi tiempo con God of War Ragnarök ha sido sumamente gratificante, tanto asi que apesar de que el juego tiene una longitud de 30 horas o mas, dependiendo si deseas hacer todas las misiones secundarias, ya estoy pensando vorverlo a jugar pero en una dificultad elevada para aplicar todo ese conocimiento adquirido en mi primer recorrido. El juego presenta una historia profunda y bien elaborada con los mejores personajes que he tenido el placer de “conocer” en un juego.

La aventura sigue de manera constante de principio a fin, aunque el final no es tan extraordinario como el resto de la saga. Uno de los mejores éxitos del juego de 2018 fue la expansión de misiones opcionales, que ahora cuentan historias que se quedarán con el jugador durante algún tiempo. 

Conclusion:

God of War Ragnarök es para God of War (2018) como God of War II fue para God of War en PlayStation 2. Es posible que God of War II no haya cambiado mucho mecánicamente, pero realizó mejoras matizadas en el juego, la historia y el diseño de niveles, al mismo tiempo que inyectó la variedad que tanto necesitaban los enemigos y los entornos.

Estas mejoras produjeron una secuela fantástica que sigue siendo una de las mejores entregas de la franquicia. Asimismo, God of War Ragnarök toma con éxito la base de God of War (2018) y realiza varios refinamientos para mejorar la experiencia.

La historia es más grande, más audaz y llena de fascinantes giros y momentos narrativos, pero nunca olvida a sus personajes y sus historias personales. Visitar los nueve reinos fueron fantástico, aunque la calidad de cada uno varía mucho. El combate es tan rico, profundo y satisfactorio como antes, con un puñado de nuevos giros que agregan variedad a la mecánica.

Todo está empaquetado en una hermosa presentación que, a pesar de estar cargada con tecnología de generación cruzada, sigue siendo uno de los juegos más atractivos de la generación. God of War Ragnarök no cambia el juego, pero se basa con éxito en los cimientos de su predecesor para ofrecer un título convincente, en capas y atractivo que es tan divertido de jugar como de mirar. Esta es una guerra que Kratos y los jugadores no querrán evitar.

God of War Ragnarök cover
Análisis – God of War Ragnarök | PS5
Conclusion
Graficos
10
Banda Sonora
10
Jugabilidad
10
Re-jugabilidad
9.5
Calificación del lector0 Votes
0
Lo Bueno
historia super cautivadora
personajes bien construidos y elaborados
Jugabilidad, rendimiento y toda la parte técnica casi impecable
Lo Malo
Pueden ocurrir pequeños errores gráficos y de progresión.
10
Puntuacion

Zeen is a next generation WordPress theme. It’s powerful, beautifully designed and comes with everything you need to engage your visitors and increase conversions.

Goxp Gamer Menu